• Estás aquí:
  • Actualidad
  • Intrusos en casa: ¿Qué puedo hacer? Guía de supervivencia

Intrusos en casa: ¿Qué puedo hacer? Guía de supervivencia

Actualidad

Puedes votar:

  • 11 votos, 4,82 sobre 5

Desde la Asociación Nacional del Arma de España (ANARMA), para uso exclusivo de armas.es, os presentamos un pequeño artículo – guía, aunque el tema daría para escribir un libro, de los principios básicos de actuación y preparativos previos que deben regir a la hora de sufrir una intrusión en vuestro domicilio.

Consideraciones previas

Ante todo recordaros que en España nuestro ordenamiento jurídico no recoge el derecho a la autodefensa y por tanto mucho menos la Doctrina Castillo, que posibilita la defensa de nuestro hogar. Lo que existe en nuestro país es una eximente parcial o total ante un delito de homicidio o lesiones siempre y cuando se den unas determinadas circunstancias. Además debemos tener en cuenta, que salvo aplicándonos la eximente total a nivel penal, se iniciará una causa civil contra nosotros. Por lo que es muy posible (aunque el código penal señala como excepción la legítima defensa), que debamos hacer frente a la indemnización pertinente por lesionar o matar al criminal que nos agredió o pretendía agredirnos. Sorprendentemente y en el colmo del absurdo, esta situación de responsabilidad civil, es extensible incluso a un agente perteneciente a las FCSE o FCS que nos asista, si por ejemplo estando fuera de servicio, pero obligado a intervenir si se le requiriese u observase la comisión de un delito, usase un arma diferente a la de dotación (un arma particular amparada bajo su licencia A).

El objetivo de este artículo es salvar vidas de personas honradas y evitar tener que matar a alguien, aunque sea un criminal. Las recomendaciones que se dan en esta guía están orientadas a evitar en todo momento el enfrentamiento con los intrusos, recomendando el uso de las armas como último recurso y siempre que veamos amenazada nuestra vida o la de alguien de nuestra familia.

De cara a evitar en lo posible ese enfrentamiento armado y para que las intervenciones policiales se realicen de la forma más segura y en el menor tiempo posible, ANARMA lleva tiempo reclamando mejores medios técnicos, más recursos humanos y una mejor formación y entrenamiento para nuestras FCSE y FCS.

Sabemos que hablar de autodefensa en España es un tema tabú, políticamente incorrecto y contrario al discurso “buenista” que la mayoría de los medios de comunicación pregonan. ANARMA es una asociación sin complejos y sin ataduras gubernamentales, que promueve el uso responsable y seguro de las armas. Además de luchar permanentemente por una mejora de la reglamentación sobre armas en nuestro país en todos los sectores: cazadores, tiradores, coleccionistas, profesionales de la seguridad, armeros y por su puesto la autodefensa. Las armas salvan vidas y son niveladoras de fuerzas.

Las pautas de actuación que se indican en este pequeño artículo son básicas, de carácter general y pretende ofrecer una pequeña guía para afrontar una intrusión en nuestro domicilio. Es imposible abordar todas las circunstancias y las variantes que se pueden producir. Empezando por el tipo de vivienda, no es lo mismo un apartamento que un chalet con jardín, o el número de intrusos, ubicación de la vivienda, los tiempos de respuesta de la policía existente en esa zona, vecinos en las inmediaciones, hora del día en que se produce el asalto, etc.
Aun así, creemos que la propuesta que os presentamos os permitirá entender cuáles son los fundamentos, para que los adoptéis a vuestra realidad concreta, simplemente trasladando la lógica que aplicamos en esta guía.

Preparativos estratégicos previos

- Preparación Mental: No caben dilemas morales el día de la intrusión. Tenemos que interiorizar la posibilidad de una invasión y una agresión. Tanto el usuario que utilizará el arma, como el resto de los habitantes de la casa, deben asumir la necesidad de luchar. Hay que mentalizarse que pudiera ser necesario disparar contra el intruso o intrusos. Esto que a priori puede parecer banal o de Perogrullo no lo es, hay mucha gente que en una situación límite se queda paralizada y lo que era una ventaja inicial se vuelve en su contra. Recordemos como la mayoría de los medios de comunicación nos bombardean constantemente con mensajes de lo correcto y adecuado que es el rol de víctima y como el Estado es el único que tiene el monopolio de la violencia, en un proceso continuado de “indefensión aprendida”. Debemos por tanto “desprogramarnos” para poder ejercer con garantías nuestro derecho natural a defendernos.

- Plan de actuación: Establecimiento de un plan de actuación sencillo y preciso, de acuerdo a las peculiaridades de la vivienda y de las características de las personas que vivan en la misma (no es lo mismo un apartamento que un chalet, no es lo mismo una familia numerosa o con personas mayores o impedidas que una pareja, etc.). TODOS los habitantes de la casa deben conocer este plan, sus roles dentro del mismo y haberlo ensayado previamente. Durante la invasión real NO deben expresar dudas, opiniones u otras observaciones.

deteniendo chorizos

Las FCSE deben ser avisadas en cuanto sea posible 

- Establecimiento de las señales de alarma: Establecer un sistema de comunicación entre los miembros de la familia que permita difundir que la invasión se está produciendo, bien de forma electrónica o “manualmente”. Se deberán tener en cuenta las rutinas habituales de llegada a la vivienda de los diferentes miembros que habitan en la casa, para minimizar falsas señales de alarma. Especialmente nos referimos a aquellos miembros que llegan a horas intempestivas a la vivienda.

Sistema de comunicación verbal en clave - Es importante establecer palabras clave de aviso de que una situación de coacción o amenaza se está produciendo o para indicar la inminencia de una acción coordinada. Puede ser que algún miembro de la familia sea rehén para garantizar el acceso de la vivienda, si hay oportunidad de comunicarse que se pueda avisar de la situación sin alertar a los delincuentes. O palabras que sirvan para atacar en conjunto o huir, etc.

- Sistema de comunicación NO verbal: Sistema de gestos o señas no verbales para comunicarse durante la invasión con el resto de habitantes de la casa.

- Formación y entrenamiento: La formación y entrenamiento en tiro específico, primeros auxilios (especialmente tratamiento de hemorragias por arma blanca y de fuego), formación específica en defensa en casa, artes marciales y otros cursos relacionados, son un valor crítico que incrementa nuestras posibilidades de supervivencia.

Preparativos materiales previos

Se fundamentarán en la preparación de la habitación de seguridad. En este apartado las posibilidades son enormes, desde sistemas de CCTV (circuito cerrado TV) que pueden ayudarnos a seguir la intrusión desde nuestro refugio, hasta puerta blindada en la habitación de seguridad. Vamos a indicaros los que se consideran imprescindibles y son menos costosos económicamente:

- Alarma: Muchos usuarios propietarios de alarmas en sus viviendas desconocen que es posible activarlas de forma parcial o incluso que su llavero de activación-desactivación tiene una función pánico que avisa a la CRA (Central Receptora de Alarmas) que tenemos “problemas” en casa. Cuando estamos nuestra vivienda, especialmente durante las horas de sueño, es posible realizar un armado parcial de aquellas zonas sensibles que no estén transitadas durante la noche. Por otra parte, también es muy fácil utilizar objetos a modo de alarma en zonas críticas como ventanas, zonas de paso o puertas. En el mercado también existen pequeños dispositivos que colocados en estas vías de acceso emiten señales de alarma.

- Armas: Deberemos tener el armero, segundo armero o armario (caso de escopetas) donde tengamos el arma y munición que hemos pensado utilizar en nuestra defensa. Debido a que muchos asaltos se producen por la noche y es el momento de mayor indefensión, se recomienda esté situado en el dormitorio de quien o quienes tienen la formación y entrenamiento con las armas. No vamos a recomendar ningún arma concreta, calibre ni tipo de munición, ya que nos daría para escribir otro artículo, pero daremos dos recomendaciones. Primero que los proyectiles sean capaces de atravesar la puerta de nuestro refugio, para poder repeler con garantías la entrada a nuestra habitación de seguridad, por lo que por ejemplo un calibre 22 LR no sería válido. Segundo que tampoco sea tan potente que cause tales destrozos en la puerta que permita ver a los intruso a través de ella y delatar nuestra posición o incluso facilitar su entrada. Una escopeta con postas no sería recomendable como hemos mencionado en el artículo de munición de escopeta, son preferibles perdigones del 8 o del 7 en una carga de 34 gramos aproximadamente. Como dato, la capacidad de penetración de un 9 Parabellum sobre madera oscila entre los 12 y 16 cm y sobre 1 a 1,5 mm en chapa de acero, dependiendo del tipo de proyectil empleado. Por esto último, debemos pensar y prever las situaciones de sobrepenetración que se puedan producir con respecto a las viviendas colindantes u otras estancias, con el objetivo de evitar alcanzar a terceros.

Comunicaciones: Deberá haber permanentemente un teléfono móvil cargado en esa estancia. ¿Sabéis que incluso un teléfono viejo sin tarjeta es capaz de hacer llamadas al 112? Podemos destinar un antiguo móvil o varios móviles en diferentes estancias con su cargador, listos para hacer llamadas. Además, si tenemos alarma, emplearemos el llavero de llamada de pánico o la propia centralita instalada en el cuarto refugio.

- Posición y parapeto: Las balas atraviesan paredes y puertas, tanto las nuestras como las de los delincuentes. Que esta habitación tenga un área alejada de la puerta de entrada de la estancia, donde podamos parapetarnos y que ofrezca protección balística (los libros curiosamente ofrecen bastante esa protección, podemos construirnos rápidamente un parapeto apilando libros de una librería, los sofás NO ofrecen protección balística, tampoco las neveras, ni los televisores, ni los colchones, ni las mesas, etc.). Otra opción es la de reforzar con chapa metálica de al menos 2 mm la trasera de algún mueble del cuarto refugio (quedará disimulada contra la pared), para posteriormente usarlo como parapeto. La posición de todos los miembros de la casa debe ser la de agachados o tumbados, para ofrecer una menor zona de impacto. Además a poder ser, situados en el lado contrario a la apertura de la puerta, en un ángulo de 90º con respecto a la misma, para que un intruso no nos pueda disparar entreabriéndola y además podamos disparar sobre la puerta sin que puedan repelernos fácilmente. Lo ideal sería que quien o quienes ejerzan la defensa de la casa posean chalecos anti-balas.

- Barricada y cerradura: Instalar una cerradura en la puerta del cuarto refugio y tener preparado un dispositivo de barricada, existen dispositivos comerciales o aprovecharemos un mueble de la estancia, previamente comprobaremos su idoneidad y practicaremos su colocación.

- Señalización de dentro a fuera: Si nuestro refugio tiene una ventana hacia el exterior utilizad un dispositivo señalizador para indicar nuestra posición, después de avisar a la policía, nunca antes, pues delataríamos nuestra posición. La mayoría de las linternas modernas tiene la función de emitir destellos continuados, es una opción recomendable para avisar de nuestra posición desde el interior.

Lady defendin BR w Shotgun

La escopeta de corredera es una excelente opción para la defensa del hogar

- Linternas y dispositivos láser: No recomendamos el uso de linternas acopladas al arma por lo que tienen de delatar la posición del tirador, además de forma natural e instintiva tendemos a iluminar áreas o personas, con lo cual accidentalmente podríamos llegar a apuntar a otros habitantes de la casa sin querer. Sí es acertado y adecuado el uso de dispositivos de puntería láser. Además de la linterna para señalar nuestra ubicación al exterior, mencionada anteriormente, tendremos otra por si los intrusos cortan la luz, con el objeto de iluminar permanentemente la puerta de entrada al cuarto desde una posición fija (la linterna estará posada sobre algún mueble, nadie la estará sujetando) en sentido de apertura de la puerta a nuestro refugio (con una potencia lumínica a partir de 150 lumens para deslumbrar al intruso).

Medicamentos y agua: Esta pequeña guía pretende dar respuesta al asalto tipo que se produce en la mayoría de los casos en nuestro país, que es de corta duración, no se trata de un asedio. Aun así, deberíamos tener en el cuarto refugio aquellos medicamentos críticos que puedan requerir alguno o algunos habitantes de la casa. Por ejemplo podemos tener un niño asmático que ante la situación de stress que supone la intrusión tenga un brote de asma, esto puede angustiar no sólo al niño, sino a otros componentes de la familia haciendo que intentemos salir del cuarto o no sigamos las recomendaciones aquí expuestas. También es recomendable tener un botiquín que permita tratar hemorragias producidas por armas blancas o armas de fuego (vendajes de compresión y elementos para torniquetes). Un par de botellas de agua, barritas energéticas o frutos secos pueden también ayudar a rebajar el estado de ansiedad.
Tres planes de actuación y sus fases para diferentes situaciones de intrusión

De acuerdo a diferentes expertos en “Home Intrusion Response Tactical” (H.I.R.T), son tres las opciones que se presentan a la hora de sufrir una intrusión en el domicilio, EVASIÓN, REFUGIO o CAOS.

- Primer plan: “Evasión”. Evacuación y Evitar enfrentamiento

La primera recomendación más general siempre es la de armarse y evacuar la vivienda, si es posible, para después avisar a la policía, como si se tratase de un incendio. Pero siempre respetando tres reglas:
• Nunca huyas si al hacerlo te pones en mayor peligro. Por ejemplo, si para huir tengo que pasar por la proximidad del intruso o intrusos.
• Muévete con tu familia al completo, no dejes a nadie detrás.
• Nunca te dirijas a una zona de mayor peligro que la que dejas. Por ejemplo, si sabes que hay otros intrusos en las inmediaciones de la vivienda.

- Segundo plan: “Refugio”. Refugio en un cuarto de la casa.

Si la opción anterior no fuese posible por las peculiaridades de la casa (no hay una salida alternativa, la intrusión es de varios individuos o consideramos que hay peligro durante la evacuación o en el exterior) o por la situación de los habitantes de la casa (personas mayores, minusválidos, niños muy pequeños, etc.) la recomendación es hacerse fuertes en un cuarto y avisar a la policía. La secuencia de acciones es la siguiente:

1 - Alarma Intrusión: Lanzar la alarma de intrusión entre los habitantes de la casa, bien de forma automática por un dispositivo electrónico o por uno de los habitantes de la casa avisando al resto. Si es posible de forma sigilosa.

2 - Acceso al arma: Se accede al arma, se carga y alimenta.

3 - Punto Reunión: Reunir a todos los miembros de la casa en el cuarto refugio. Si hubiese gente con dificultades de movilidad serán asistidos de acuerdo a un plan previo.

4 - Cierre cuarto refugio: Una vez reunidos en el cuarto refugio se cierra y bloquea la puerta, cerrojo y barricada. Ni que decir tiene, que si previamente pueden bloquearse otros accesos o puertas hasta nuestro cuarto refugio será todavía más ventajosa nuestra situación.

5 - Posición cuarto refugio: Se reúnen todos en la parte menos expuesta y con mejor parapeto contra las balas. Como ejemplo los libros son buenos parapetos anti balas. Se recomienda posicionarse si es posible en el lado contrario al de apertura de la puerta, JAMAS frente a ella. La posición ideal es la que forme un ángulo de 90º con respecto a la puerta de entrada al refugio y en el lado opuesto de apertura de la misma. Si hubiese ventana o ventanas en el cuarto refugio, nos mantendremos alejados de las mismas, podría haber intrusos en el exterior armados o incluso la desesperación de no poder acceder al cuarto les haga plantearse entrar en el mismo por la ventana. Por tanto deberemos estar atentos a la misma, encargaremos a alguien de la familia que ejerza vigilancia a distancia.

6 – Llamar a la Policía: Uno de los miembros no armados presionará el llavero de pánico o centralita si hubiese alarma en casa y además llamará a la policía (esto es importante, se ha verificado que muchas bandas arrancan la centralita de la alarma según acceden a la casa). ¿Qué se dice cuando se llama al 112?
• Nuestra dirección exacta.
• Se indicará que se está sufriendo una intrusión y que estamos refugiados en un cuarto y que señalamos nuestra posición desde el interior por ejemplo con una linterna estroboscópica o con destellos en la ventana, si la hubiere y diese al exterior.
• Número de personas refugiadas
• Que estamos armados y descripción precisa de las personas armadas, para evitar que seamos tiroteados por la policía por error.
• Se proporcionarán datos y descripción de los asaltantes si se tuviesen.
• Se dejará la línea telefónica abierta.

7 – Código de Silencio: Se establecerá código de silencio y señas entre los refugiados en el cuarto, salvo lógicamente para comunicarse con emergencias / policía. La intención de esta acción es triple, por una parte evitar en lo posible delatar nuestra posición en la casa a los intrusos, segundo escuchar su posible aproximación al cuarto y tercero poder ofrecer la mayor cantidad de información a las FCSE o FCS sobre los mismos.

8 - Comunicación con los intrusos: Nunca nos comunicaremos con los intrusos, entre otras cosas porque delataría nuestra posición y distraería nuestra secuencia de acciones. Solo nos comunicaremos con él o ellos cuando intenten entrar en nuestra habitación refugio y jamás se les avisará que estamos armados, perderíamos la ventaja táctica.

9 - ¿Cuándo disparar?: Cuando veamos peligrar nuestra vida o la de un habitante de la casa. Es decir, si intentan entrar en la estancia se les indicará varias veces que la policía esta avisada y que abandonen la vivienda, si no deponen su actitud se abrirá fuego sobre quien intente franquear la puerta, es decir, cuando el intruso esté entrando en la estancia refugio. Ya comentamos anteriormente que deberemos evitar el enfrentamiento en todo momento. Incluso si sabemos que están robando objetos de valor en la casa.

10 - Intruso herido o muerto: No nos acercaremos al intruso herido o muerto, en el peor de los casos nos situaremos a una distancia nunca inferior a tres metros del mismo apuntándole y dejaremos que se auto-asista o le daremos instrucciones, pero siempre estando el mismo en el suelo. En ningún caso se le acercarán otros miembros de la familia. Tampoco diremos al 112 que hemos disparado sobre el intruso o intrusos, solo indicaremos, sea cual sea el estado de los mismos (estén heridos o muertos), que hay heridos por arma de fuego. Pero no nos auto-inculparemos de haber disparado, recordad que todas las llamadas al 112 quedan grabadas.

11- Más Intrusos: El abatir a un intruso y el ruido de los disparos puede motivar que aparezcan otros intrusos en escena. Intrusos que estaban en las inmediaciones o que son avisados de la situación por otros compinches. Por lo que no debemos dar por finalizado el incidente.

12 - Llegada de la Policía: Esperaremos a las FCS o FCSE que vengan a recogernos al cuarto refugio, cuando se identifique a través de la puerta dejaremos de empuñar el arma y seguiremos sus instrucciones. No desconectaremos la línea telefónica hasta que estemos seguros que se trata de la policía. Si tenemos dudas de la identidad real de la policía solicitaremos al 112 alguna prueba, por ejemplo, que la policía le indique al 112 algún detalle de la casa próximo a la entrada de nuestro refugio y que se nos comunique por parte de quien nos está dando la asistencia a través del teléfono.

13Nos acogeremos a nuestro derecho constitucional a no declarar y esperaremos a contar con la presencia de nuestro abogado.

- Tercer plan: Prepararado para el caos

Esta situación responde a lo que en inglés se denomina Dynamic Critical Incident (DCI), es un incidente sorpresivo, amenazante y caótico.
• Sorpresivo. Nos pilla totalmente por sorpresa. El plan previo diseñado anteriormente no sirve o al menos no en su secuencia de ejecución o en su totalidad. Un ejemplo, el técnico de mantenimiento de la ADSL es un psicópata e intenta apuñalarnos en un descuido, o llaman a la puerta y un falso cartero nos encañona al abrirla, etc.
• Amenazante. Representa una amenaza real contra nuestra integridad física y/o la de nuestra familia, por lo que sin duda requiere de toda nuestra fuerza letal para su neutralización.
• Caótico. No siguen una secuencia de acciones predeterminada, ni con un ritmo constante.

Ante un evento de intrusión de estas características, solo cabe por nuestra parte capacidad de improvisación y de adaptación. No admite nuestras coreografías previamente planificadas y ensayadas, aunque seguramente alguno de nuestros planes de evasión o refugio y los preparativos asociados, puedan ser adoptados en parte y/o diferente secuencia durante un suceso de este tipo.

Para este caso las recomendaciones son muy genéricas, aunque pueden servir de ayuda:

• En ningún caso cabe la opción de sumisión ante el intruso.
• Diseñar pequeños planes de actuación por estancia de la vivienda, donde nos pueda sorprender el ataque, pensando en diferentes circunstancias, estando solo o con otros miembros de la familia, etc. Analizar áreas idóneas de defensa, de escape o incluso armas improvisadas o escondidas previamente (en el caso de España hablaríamos de armas blancas o contundentes). Debéis tener en cuenta que un arma circunstancial, como una figura pesada, la pata de una silla o mesa pendiente de reparar, una sartén o incluso un palo de golf es mejor que un bate de baseball, un cuchillo o una navaja a la hora que el juez valore vuestro acto de autodefensa. Los primeros objetos indican la espontaneidad de vuestro acto, los segundos son catalogados como armas e indican, según circunstancias, vuestra “premeditación” y disposición a “causar daño” al intruso.
• Especialmente importante es el proceso de mentalización ante estas situaciones, tanto a nivel individual como familiar.
• Son en estas circunstancias donde las respuestas automatizadas de lucha fruto del entrenamiento continuado en tiro y lucha son claves en la supervivencia.
• El lenguaje verbal en clave y no verbal entre los miembros de la familia es de suma importancia.

Cosas que no hay que hacer

- Disparos no letales: Disparar pensando en herir al intruso o en lo que dirá el juez, lo único que nos puede acarrear son problemas, además un disparo a una pierna puede ser también mortal si secciona la femoral. Hay que disparar al torso, más concretamente a la zona del pecho, recordad que estaréis en una situación de stress que reducirá vuestras capacidades de tiro. El pecho es la zona más amplia de todo el cuerpo, si tuviésemos un error en altura disparando al área del pecho, todavía tendríamos margen para alcanzar cabeza o vientre. Se suele recomendar apuntar al pecho si se cogen miras y un poco más abajo si se dispara de forma instintiva, ya que los disparos en este último caso suelen irse altos.

ANARMA Ciudadano ejemplar

Ante una intrusion en el domicilio , la sumisión al criminal no es una opción

 

- Tiros de aviso: No estamos a favor de los tiros de aviso ya que anulan el factor sorpresa que supone el estar armados y que los delincuentes no lo sepan.

- Búsqueda de intrusos por la casa: Nuestro objetivo es salvar la vida y la del resto de habitantes de la casa, los bienes materiales son reemplazables, como hemos dicho anteriormente deberemos evitar el enfrentamiento con los intrusos lo máximo posible. Totalmente desaconsejable el salir del cuarto refugio a buscar los intrusos cuarto por cuarto. Menos aun siendo varios los habitantes de la casa armados quienes lo hagan, solo puede generar un accidente entre ellos mismos o confundir a la policía cuando llegue. solo si la situación se torna caótica y algún miembro de la familia queda aislado sin poder llegar al cuarto refugio puede estar justificado ir en su búsqueda. En este caso diez son los consejos de carácter general que el especialista en protección personal Craig Douglas recomienda:

1 - No hay una manera 100% segura de moverse armado dentro de la casa cuando hay una amenaza en el interior de la misma.
2 - La estructura por la que nos movemos es tridimensional. La amenaza puede venir de cualquier lado.
3 - Aprende a ver en términos de lo que no puedes ver. Si puedes adelantarte a la amenaza podrás lidiar con ella, si no se convertirá en un gran problema.
4 - Tres son los planos de los obstáculos visuales: vertical, horizontal y diagonal. Verticales son esquinas y puerta. Horizontales son muebles y encimeras. Diagonales son las escaleras. Siempre busca la mayor distancia con estos planos para ver más allá de ellos.
5 - Tu arma se debe adaptar a estos planos. Es decir, no deben sobresalir codos, rodillas, hombros, pies antes que tus ojos puedan visualizar la amenaza. Esto implica entrenar posiciones de tiro no ortodoxas.
6 - El ritmo de tu movimiento debe ser el adecuado para solventar los problemas y lidiar con ellos. Tómate tu tiempo al abordar áreas con peligro potencial, no te precipites.
7 - Cuando te desplazas solo siempre estás expuesto como mínimo en dos direcciones. Nunca asumas que te vas a encontrar con tu amenaza de frente.
8 - Cualquier acción que realices que sea la que menor exposición provoque.
9 - Minimiza el ángulo de la amenaza potencial a 45 grados siempre que sea posible. Si puedes poner las áreas de peligro más significativas en un cono con una apertura de 45 grados posiblemente podrás con un movimiento evitar la amenaza antes que te ataque.
10 - Si te encuentras con el intruso, estate preparado para cualquier cosa.

- Eliminar pruebas: Debemos dejar la escena del enfrentamiento sin manipulación alguna. Nada de alterar pruebas y proceder de acuerdo a diferentes leyendas urbanas. Sólo puede acarrearnos problemas.

- Testificar sin abogado: Cuando llegue la policía nos limitaremos a proporcionar datos de carácter general (filiación, teléfono, etc.) y explicaremos que hemos sufrido una intrusión, pero no daremos datos sobre los sucedido, excusándonos debido a la situación de shock en la que nos encontramos por el estrés, pánico, terror y miedo insuperable que hemos sufrido. Ante la insistencia de los agentes, con educación les indicaremos que nos acogemos a nuestro derecho constitucional a no declarar (artículo 24.2 de la constitución) hasta que éste presente nuestro abogado, sea cual sea la actitud de los mismos, amigable o no amigable. Ante todo debemos ser respetuosos, ya que están haciendo su trabajo y están obligados a seguir un protocolo. Pero en ningún caso os asustéis o declaréis aunque seáis detenidos y trasladados a comisaría.

Desde ANARMA esperamos y deseamos que nunca os tengáis que ver en un trance tan traumático y desagradable como es la intrusión en vuestro domicilio. Pero si así sucediese, esperamos que esta guía sirva para salvar alguna vida, eso será la mayor recompensa que podremos tener.

 

Comentarios


Necesitas estar registrado para publicar comentarios. Inicia sesión o regístrate aquí

coyote81

06, Julio 2018 18:08:58

Excelente artículo, gracias por vuestro trabajo.

blacknight

30, Junio 2018 10:23:44

Esta muy muy bien el artículo. Solo va enfocado a los propietarios de armas de fuego, no? Porque no comentan nada sobre los poseedores de armas blancas de combate. Gracias.

llana7

29, Junio 2018 09:51:26

De la cárcel se sale, del cementerio no. Dicho ésto, me uno al comentario de que un tiro de advertencia me parece que puede disuadir a la mayoría de intrusos (pienso que al menos a la mayoría de los que podamos encontrarnos en estas situaciones en España). Imagino desde mi posición de profano que en los USA hay mucha mayor probabilidad de que los intrusos vayan siempre armados con armas de fuego. Buen artículo y se agradece mucho, pero me parece que va a ser muy complicado recordar todo.

janet

29, Junio 2018 09:34:35

Con lo simple que es dejar que la gente se pueda defender en casa. Faltaría mas. Que hay que hacer para que de una vez arreglen y pongan leyes para protegernos de los delincuentes. Además sería muy disuasorio para el delincuente si sabe a lo que se arriesga entrando en propiedad ajena.

huronescazan

28, Junio 2018 09:26:34

Lo de responsabilidad civil a un miembro de las FFCC de Seguridad del Estado, si, pero la últimas aclaraciones que hubo, eran, si usabas un arma distinta a la dotación durante el desarrollo del servicio. Si fuera de servicio, utilizas la particular, el Estado, será el responsable civil, puesto que te autorizó en su momento a portar ese arma de defensa. Pero, si, PROBLEMAS por todos lados.

topp

27, Junio 2018 23:30:43

Buen articulo una pena que en este país todavía la clase política vele por los intereses de los delincuentes, porque las leyes están mal redactadas o las han redactado para dar derechos a esta escoria de delincuentes y aun así se niegan a cambiarlas a favor de los ciudadanos que exigen mano dura.

Ixiul

27, Junio 2018 15:43:02

Pregunta, estáis aconsejando disparar directamente al intruso cuando intente entrar en el "cuarto seguro"??? Un tiro de advertencia en el momento de intentar entrar puede hacer mucho más, aunque rompas la puerta o le vueles la mano, nos evitamos manchar las paredes y el suelo de rojo, que un muerto sangra mucho...Que aunque nos roben, dudo mucho de que se quieran exponer a llevarse un segundo tiro, y si la policía ya está avisada...nos aseguramos de mantener seguro el cuarto seguro. Lo del ataque sorpresa..... "• En ningún caso cabe la opción de sumisión ante el intruso". De verdad? puede ser más útil fingir una sumisión para ahorrarse la paliza, aunque nos llevemos cuatro ostias, colaborar para que roben lo que tengan que robar, y si eso, y en el momento apropiado lanzarse a por las armas, y ahí sí que se podría hacer uso de la legitima defensa, se da robo y peligro REAL de la propia integridad, no partiéndole la sartén a la primera. Por qué....qué haces? te enfrentas con la sartén o el paraguas? O tienes primer dan en manejo de sartén, varios años de esgrima paragüil o como lleven algo más contundente estas jodido. Y luego ya lo que quieran testificar en el juicio, porque ahí sí que sería un duelo de palabras, y conociendo a los jueces..... Creo que la intención del artículo es buena, pero le falta darle unas cuantas pasadas. O hacer otro artículo donde explique cómo defenderse jurídicamente del asesinato de un ladrón sin que este nos haya llegado a tocar.

Bofors4070

27, Junio 2018 14:10:48

Buenos consejos y muy sensatos. Lo mas dificil de todo, mantener la cabeza fria. Quiera Dios que jamas lo tenga que poner en práctica, pero que si llega el caso no me tiemble el pulso (dentro de un domicilio no hay que ser un gran tirador para ser efectivo). Por cierto, no dice nada de la posibilidad de reinsertar al criminal y de hacerle ver el rechazo social que va a provocar su actitud. Creo que sería la forma mas acorde al progribuenismo de actuar en esta situacion.

Denis

27, Junio 2018 08:27:16

Excelente articulo. Por favor....mas artículos sobre estas cuestiones. Un saludo

MrKersey

27, Junio 2018 03:58:52

"Santa Biblia - Éxodo 22-2: Si el ladrón fuere hallado forzando una casa, y fuere herido y muriere, el que lo hirió no será culpado de su muerte." ¿Se puede decir más claro? Muy buen artículo, felicidades!

Coratgia

26, Junio 2018 21:23:10

En este país se tienen que cambiar las leyes si no hay nada que hacer contra la delincuencia, que cada vez mas sabiendo que nos les hacen nada y los delincuentes saben muy bien que si les hacemos algo tendremos que indemnizarles, las leyes protegen mas a los delincuentes que a los ciudadanos de bien, todo lo que proponéis está muy bien, pero en este país no sirve de nada con las leyes que tenemos, en fin ..........

Parachut

26, Junio 2018 20:24:21

Felicidades por dicho artículo.

BRIPAC

26, Junio 2018 18:04:18

totalmente deacuerdo con este articulo enhorabuena

Últimos post Actualidad


278 0
2180 1
2792 2
Actualidad
  • (8 Votos)

Nueva Web Armas.es