• Estás aquí:
  • Actualidad
  • John Moses Browning - El Leonardo da Vinci americano

John Moses Browning - El Leonardo da Vinci americano

Publicado en Actualidad. Por Redacción Armas
880

John Moses Browning ha sido sin lugar a dudas el más influyente diseñador de armamento ligero de la historia. Un auténtico genio autor de 128 patentes de armas de fuego, algunas de las cuales siguen en producción hoy en dia. Su inventiva abarcó desde pequeñas carabinas monotiro hasta cañones, pasando por rifles de palanca, pistolas y ametralladoras personales y pesadas. Tampoco debemos olvidar que fue el inventor de varios cartuchos emblemáticos, 25 ACP,32 ACP, 38 Super AUTO, 9 mm corto, .45 ACP y 50 BMG.

En su vida personal fue un hombre austero, aunque amasó una considerable fortuna, un patriota y un trabajador incansable al que nunca se le conoció un solo día de asueto.

El comienzo de la saga. Jonathan Browning. La primera generación

El padre de la dinatía Browning, Jonathan Browning, nace en 1805 en el estado de Tennessee. Es en la capital de ese estado, Nashville, donde se inicia como armero, por el poco usual método de presentarse en una armería, Armería Samuel Porter, donde se ofreció como aprendiz a cambio de formación en el oficio, estando especialmente interesado en la fabrición de cañones. En ese periodo Samuel Porter se da cuenta de la capacidad de aprendizaje y habilidades de Jonathan, ofren¡ciéndole y habilidades de Jonathan, ofreciéndole un sueldo de 2 dólares semanales más pensióni completa. A los tres meses Jonathan considera que ha aprendido todo lo que podía aprender y retorna a su pueblo, Brushy Fork, pese a las ofertas de Porter de asociarse con él por su enorme talento.

De vuelta a su ciudad se establece como armero y se de dica a reparar armas y a crear alguno rifles.

Al poco tiempo contrae matrimonio y se mueve a Quincy, donde en 1834 creará el primer rifle de repetición de la historia, el conocido como "rifle armónica". Una innovación con los medios diponibles, pólvora negra y cápsulas de percusión, donde los rifles de avancarga eran las armas empleadas en aquella época. La repetición se había solucionado hasta ese momento dotando a las armas de varios cañones. Jonathan Briwning. ideó un bloque rectangular de recámaras que incorporaban su propia cápsula de percusión y que se desplazaba lateralmente y se alineaba muy precisamente con el cañón mediante un sistema de palanca, después de cada disparo. Inicialmente se fabricó para 5 disparos pero bajo encargo se producían bloques de 10-25 recámaras.

Por aquel entonces también desarrolló un r ifle con un conjunto de recámaras en un cilindro similar a lo que conocemos por un revolver. Ninguno de sus diseños fueron patentados por lo que inmediatamente aparecieron imitadors, si bien ninguno alcanzaba la reputación y fiabilidad de lar armas de Browning Como anécdota el rifle revolver de Colt de 1855 era especialmente conocido por los problemas de explosión de las recámaras.

En 1840 Jonathan Browning se convierte a la religión mormona y se mueve a Nauvoo en el estado de Illinois en 1842, donde la comunidad mormona se agrupa por los designios de su fundador, Joseph Smith. Los mormones nunca habían sido bien vistos por sus vecinos comenzando una persecución contra los mismos que hace que huyan de Illinois a su nuevo santuario en Saint Lake City en Utah. Los Browning no se desplazarían hasta 1852, por petición expresa de Brigham Young el lider mormón que había sustituido al fundador, Joseph Smith, que había sido asesinado.

La razón era que necesitaban a Jonathan en Illionois para proporcionar armas alas familias que todavía no habían comenzado el éxodo y estaban siendo masacradas por bandas de criminales.

En 1852 se instala en Ogden (Utha) como armero, pero con un perfil menos creativo que su etapa anterior, debido al shock que le produjo el duro éxodo y las matanzas de mormones que presenció. Allí adoptó la tradición mormona de la poligamia, casándose con dos muejres más y teniendo 22 hijos, fue su segunda mujer quien daría a luz a John Moses Browning el 23 de enero de 1855.

El joven John Mosses Browning, el despuntar de un genio.

Desde que tuvo uso de razón el joven John Mosses Browing se sintió fascinado por la armería que regentaba su padre y en la que pasaba la mayor parte del día. A la edad de SEIS años entró a ayudar en la misma, ya era capaz de identificar todas la spiezas de un rifle y nombrarlas correctamente. Su madre le proporcionó una buena educación, sabiendo leer y escribir a muy buena temprana edad, a los OCHO años era capaz de diagnosticar problemas en las armas, proponer la solución más adecuada y haver una estimación de tiempo de reparación. A los DIEZ  años crea su primer rifle a escondidas en la tienda de su padre. Era un modelo rudimentario, basto y mal acabado pero plenamente funcional, sobre todo si tenemos en cuenta que lo hizo en un solo día, aprovechando una ausencia de su padre, AL día siguente en ele desayuno familia John y su hermano pequeño Matt ( con quien le uniría una fuerte relación familiar y profesional durante toda su vida) ofrecieron a su padre las aves que habian cazado con su proto-rifle. Su padre se interesó por este primer diseño aunque lo censuró y exigió que el proximo fuese notablemente mejor. A la edad de 13 años fue capaz de reconstruir una escopeta monotiro del conductor de una diligencia que habia sido aplastada por una carga, a excepción del cañón.

Pudo arreglar e incluso crear piezas nuevas incluida la culata. Este trabajo fue el punto de inflexión que marcó el paso de la niñez a la madurez de John , el trbaajo excepcional que realizo hizo que su padre, Jonathan Browning, reconociese como un profesional competente.

Con 14 años construyó un rifle armónica para su hermano preferido, Matt con el consentimiento de su padre. El cañón lo obtuvo de un cliente que abandonó la tienda de su padre precipitadamente al enterarse sorpresivamente que en la ciudad habia una epidemia de viruela.

El primer rifle de John Mosses Brwing. Su primer diseño. Una forma única de trabajar

A los  años John dejó la escuela y se integró al 100% en el negocio familiar asistido parcialmente por su inseparable hermano Matt, cinco años menos que él . AL cumplir 23 años comunicó a su padre la idea de crear un nuevo rifle. Es a partir de entonces donde se aflora toda la genialidad de John. Los diseños no parten de un croquis que progresivamente se van refinando o cambiando. Browning diseña pieza a pieza sus armas en su cabeza e imagina el funcionamiento de todas y de cada una de ella, en lo que hoy en día podríamos equiparar a una simulación por ordenador. Una vez que considera que el funcionamiento era correcto, después de identificar los posible fallos de diseño, se lanza a dibujar las piezas y a fabricarlas . Después de ensambladas, el arma de fuego solo requiere de pequeños ajustes para que funcionase perfectamente, apenas existían prototipos intermedios. Salía al campo por los alrededores de armería , hacía pruebas y realizaba pequeños ajustes.

Esta forma de trabajar, sólo al alcance un genio, reducía a un tercio los tiempos de desarrollo de un nuevo arma de fuego. Cuando por aquella época lo normal era alrededor de tres años, el tiempo necesario para lanzar un arma nueva, John necesitaba de media, menos de  12 meses. Su primer diseño fué un rifle monotiro de martillo externo de acción de palanca.

A diferencia de su padre el joven Browning patentó todos sus diseños,s iendo esta la primera de 128 patentes que realizaría a lo largo de su vida. Estas primeras patentes le resultaron más complejas de implementar, formal y legalmente, que los propios diseños de sus armas de fuego.

Fue este año 1879 un año de cambio en la vida de Jhon , coincidió con su primer rifle, su matrimonio, la construcción de su casa armería, la incorporación de su hermano Ed al negocio y la muerte de su progenitor Jonathan.

El primer diseño de John Browning se hizo extremadamente popular, acumulándose los podedidos, lo que le indujo a variar su modelo de fabricación artesanal bajo pedudo, por el de una fabricación más automatizada con mejor utillaje y contra stock(12-55 unidades). Providencialmente al segundo día de la apertura de su nueva armería - casa en Odgen, apareció en la misma un armero inglés experto en métodos de fabricación a gran escala que buscaba trabajo, Frank Rushton. Frank no s´solo entró a trabajar con ls Browning, sino que dedicaría toda su vida al proyecto de los Browning.

En 1882 patentó dos rifles de palanca de almacenamiento tubular con mecanismos muy diferentes que no llegó a producir. El negocio iba muy bien, sus rifles monotiro se seguían vendiendo y los suministros de todo tipo garantizaban unos buenos ingresos regulares, pero el tiempo que requería la tienda le impedía ir más allá en la producción de nuevas armas.

La conexión WINCHESTER

Un comercial de Winchester que ne 1883 habia comprado de segunda mano uno de los rifles de monotiro producidos por John Browning, quedó maravillado con la manufactura del mismo y se lo hizo llegar al Vicepresidente de Winchester, T.G. Bennet. Este quedo tan impresionado pro la calidad y originlaidad del diseño que se presentó en menos de una semana en la tienda de John Browning, dispuesto a comprarle la patente. John asesorado por su hermano Matt y pensando en que eso le permitiría tiempo para diseñar nuevas armas, vendió la patente por 8000 dólares a Bennet. Posteriormente Winchester produciría el arma esde 1885 hasta 1920 en una gran variedad de calibres.

En 1884 John patentó un rifle de repetición que ofreció a Winchester en primer lugar, como habían acordado desde la venta de la primera patente. Bennet al ver el rifle no dudó un segundo y le pago la importante suma para la época 50.000 dólares por la patente. El rifle sería el renombrado modelo 71 del que se acabaron produciendo más de 200.000 unidades en 71 convirtiéndose en un icono de las películas del oeste.

Debido al éxito de los diseños de Browning , Winchester siguió haciendo encargos de nuevas armas, el siguiente pedido fue la que sería la primera escopeta de repetición del mundo, el modelo 1887, diseñada de nuevo en poco menos de un año. Estuvo en producción con pequeños cambios y la adaptación a la pólvora sin humo hasta 1920.

En 1887, cuando John contaba con 32 años, seprodujo un parón en su genio creativo debido a su compromiso con La iglesia de Jesuscristo de los Santos de los Últimos Días (mormones) y a la obligación de realizar dos años de mision a los estados del sur( obligación que perdura hasta nuestros días). A su vuelta arrancó con ganas renovadas y multitud de nuevas ideas, señakar que consieró esos dos años como nua pérdida de tiempo y fue especialmente signifiativo que su religiosidad disminuyese a partir de entonces.

Winchester compró todas las patentes que John Browning le ofreció, en tota en l0años, pero sólo  ( siete rifles y tres escopetas) llegaron a alcanzar la producció,. Esta empresa quiso monopolizar el talento del genio de Utah y consideraba la compra de patentes no desarrolladas una especie de póliza contra la competencia. Ya que saían que John no dudaría en acudir a algún otro de los grandes fabricantes de la época, como COLT. Los diseños que enviaba a Winchester siempre iban acompañados de un modelos artesanal de pre-producción plenamenyr funcional, la única vez que no lo hizo los "expertos" de la fábrica envaron una nota sobre la imposibilidad de que funcionase el diseño. John Realizó un modelos de preproduccion artesanal en semanas, acompañado de una lacónica nota diciendo que a él le funcionaba perfectamente. Se trataba de un rifle en calibre 22 lr de acción por corredera, el famoso y popular modelo 90 que estaría en producción hasta 1958.

Los modelos de más éxito de Winchester diseñados por John Browning han sido la escopeta de palanca modelo 1887, la de corredera 1897 (también llamada escopeta de trinchera), la escopeta basculante monotiro 1885 y los rifles de palanca 1886, 1894 y 1895. Algunos de estos modelos siguen fabricándose y comercializándose hoy en día.

La relación con Winchester terminó donde empezó, diseñando un rifle monotiro del calibre 22lr con el objetivo de hacer desaparecer del mercado un producto similar de la competencia. En concreto el Belgian Flobert del 22, el rifle fue diseñado en unas semanas a pesar de tener cuatro patentes previas perfectamente utilizables. Winchester lo sacó a la venta a un precio demoledor de 5 dólares. Naturalmente este nuevo diseño barrió del mercado a su competencia en menos de un año.

La ruptura con Winchester, motivo, la famosa escopeta semiautomática A5. En 1898 John comenzó a trabajar en el diseño que mayores ganancias le proporcionaría y que motivo su ruptura con Winchester, la escopeta semiautomática A5. Basada en un sencillo componente de costo ridículo, el amortiguador, que permitía solucionar dos problemas de una sola vez, por una parte reducía el retroceso y por otra garantizaba el funcionamiento del arma con una munición con cualquier tipo de carga.

El vicepresidente de Winchester en esta ocasión se mostró reacio al revolucionario diseño, mostrándose muy reticente, entre otras cosas porque pensaba que podría presentar problemas de funcionamiento afectando al prestigio de la firma o por el contrario si fuese un éxito mermaría sus ventas de rifles de palanca y monotiro, que tantos beneficios le reportaban. Podía haber hecho como en otras ocasiones, comprar la patente y no haberla producido. Pero en esta ocasión el genio de Utah solicitó una enorme cantidad de dinero como adelanto a los royalties. Es decir, John quería que se produjese y demandaba royalties, cuando las anteriores transacciones con Winchester habían sido acuerdos a un precio cerrado, fuesen cuales fuesen las ventas. Después de un intercambio de cartas durante varios meses, la relación se rompió y John evaluó dos alternativas, vendérsela a otros gran fabricante norteamericano o hacerlo en Europa. Optó por lo primero y acudió a Remington, pero cosas del destino, mientras esperaba en la oficina del Presidente de esta compañía, Marcellus Hartley, este murió sorpresivamente de un ataque al corazón. Es entonces cuando por esta circunstancia coge su arma y se marcha a Europa a proponer la fabricación a FN Group en Bélgica en 1902. Empresa con la que había tenido relación anteriormente al haber producido entre 1889 y 1890 su primera pistola, en calibre 32 ACP, la FN M1900.

La escopeta que fue la segunda arma producida y comercializada por FN, se convirtió en el mayor éxito de ventas de Browning y fue fabricada bajo licencia en otras muchas empresas como Remington, Breda, Savage, Franchi y otras. Sólo en FN hasta 1961 se habían fabricado 1,5 millones de unidades. Como anécdota Citar que John Browning recibió las primeras 10.000 unidades como parte de su acuerdo comercial, tal era su confianza en el diseño, que las vendió en USA a través de un tercero (Schoverling), en menos de un año.

 

Comentarios


Necesitas estar registrado para publicar comentarios. Inicia sesión o regístrate aquí

Últimos post Actualidad


1242 0
1266 0
Actualidad
  • (2 Votos)

Punto rojo Minox Micro RV

6444 0
Actualidad
  • (20 Votos)

La autodefensa en Europa