Primer Salón de Caza, Pesca y Naturaleza de Zaragoza: aires cinegéticos en el centro de Aragón

Primer Salón de Caza, Pesca y Naturaleza de Zaragoza: aires cinegéticos en el centro de Aragón

Mundo Armas
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1

El pasado fin de semana tuvo lugar la primera edición del salón de Caza, Pesca y Naturaleza de Zaragoza. Aunque hubo una evidente escasez de stands, los organizadores prepararon multitud de actividades para entretener al visitante.

salon_caza_zaragoza_1
Carabinas semiautomáticas PIETTA y rifles ROSSI de palanca

El pasado fin de semana tuvo lugar la primera edición del salón de Caza, Pesca, Naturaleza y Deportes de Aventura de la feria de muestras de Zaragoza. Aunque las expectativas eran mayores, la feria no ha defraudado en su primera edición, ya que aunque hubo escasez de stands, éstos organizaron multitud de actividades con las que entretener al visitante. De todas ellas cabe destacar el tiro al plato realizado en el exterior de la feria, que se convirtió en uno de los lugares más concurridos.

Todo comenzó una llovida mañana de sábado. El día, frío y nublado, parecía que no iba a acompañar, pero a lo largo de la mañana el tiempo se fue despejando y salió el sol, lo que animó a la gente a acudir a este primer Salón de Caza, Pesca y Naturaleza de Zaragoza. Camino de la feria, ya se respiraba un cierto aire a caza, campo y armas. Nada más llegar, y para sorpresa de los visitantes, se oían disparos de un campo de tiro al plato con 3 estaciones de recorridos de caza. Tampoco hay que dejar de lado el lago de la feria, donde encontramos apostados a los incondicionales de la pesca, con actividades para ellos como pueden ser la pesca desde el borde del lago, demostraciones de pesca en piragua o paseos en moto de agua. Aunque sin duda los más representativos en esta feria fueron los perros, con exhibiciones de perros nórdicos con trineo sobre ruedas.

Mucha expectación causaron las demostraciones de rastro de sangre de jabalí con perro. En estas pruebas, el adiestrador del perro, mediante una baqueta con una punta de trapo empapada en sangre de jabalí iba marcando un recorrido a lo largo de dos hileras de paja, a través de las cuales luego el perro fue hábilmente rastreando marcando los puntos exactos donde previamente se había impregnado la paja con apenas una gota de sangre. Hay que destacar que, justo al lado de donde empezaba el recorrido del perro, oculto a la vista por una tela, se encontraban en una jaula 4 jabalís, lo que añadió dificultad a la prueba ya que el primer impulso del perro era darse la vuelta e ir al olor más fuerte para él. También se realizó una prueba parecida a la anterior pero esta vez de rastro de jabalí, para lo cual, primero se dio un paseo por la pista el jabalí, para después hacer trabajar al perro.

salon_caza_zaragoza_4
Uno de los perros en plena demostración

Además de todas estas pruebas también hubo una de perros de madriguera para la cual se preparó un circuito con cajones de madera para simular una madriguera. A lo largo del circuito se encontraban distintos registros a modo de estancias, y en uno de ellos teníamos a la presa de estos pequeños y hábiles perros: un zorro vivo. La prueba consistía en meter al perro en la madriguera y dejarlo trabajar para localizar en que registro se encontraba el zorro.

Los perros de madriguera también nos deleitaron con una nueva prueba. Mediante cajones de madera, se simulaba una madriguera. En su interior, teníamos arrinconado a un zorro. Los perros que realizaron la prueba recorrieron hábilmente, medio a rastras pero a gran velocidad, los estrechos cajones puestos a modo de túneles, siguiendo el rastro dejado anteriormente por el zorro, hasta que después de un par devueltas rapidísimas, el perro averiguaba dónde se encontraba el zorro (debidamente protegido para evitar ser agarrado por el perro) y lo acosaba demostrando a todos los asistentes tanto el nivel del animal como el de sus adiestradores. Y para que nadie se quedase con las ganas de hacerse con un perro más, teníamos a distintos rehaleros enseñándonos a sus cachorros, de diversas razas con distintas predisposiciones a realizar en el campo un trabajo de caza más orientado al rastro, la muestra etc.

salon_caza_zaragoza_7
Stand con diversos trofeos de caza

En esta feria ha habido una gran presencia canina, seguida de diversos stands de taxidermia y puestos de venta de artículos para cazadores, como podían ser complementos textiles, cuchillos, e incluso había quien personalizaba los collares de nuestros perros al gusto del dueño. No nos olvidamos tampoco de los artesanos que nos tentaban con los aromas de sus productos artesanales como quesos y embutidos con garantía de ser carne de caza de distintas especies cinegéticas.

Aparte de los puestos dedicados a la caza, también encontramos otros en los cuales se nos ofrecían viajes y recorridos por la naturaleza, como podían ser excursiones, paseos e incluso vuelos por el Pirineo. Paseos en buggy por el exterior del recinto ferial para los incondicionales del motor, la velocidad y la adrenalina, aunque también validos para los aficionados a las escapadas y paseos por el monte.


salon_caza_zaragoza_3
Réplicas de airsoft

En su stand, la Federación Española de Airsoft nos ponía a prueba retándonos a probar distintas réplicas, tanto eléctricas como de gas, con las cuales podíamos disfrutar de dos stages tipo IPSC donde todos los valientes eran puestos a prueba tanto en velocidad, puntería y reflejos. Estos stages podíamos recorrerlos con una gran variedad de réplicas a nuestra disposición, como pueden ser la americana M4 o su homóloga rusa la AK-47. En lo referente a armas cortas podíamos disfrutar de la Colt 1911, la italiana Beretta 92 FS o la alemana H&K USP. Cabe destacar la enorme expectación que despertaba en los asistentes el poder medirse contra el reloj, aunque para los menos versados en esta modalidad, también podían medirse contra unas dianas hábilmente colocadas a cierta distancia para que tranquilamente probásemos nuestra destreza y puntería.

También se pudo ver al campeón de tiro con arco Nacho Catalán haciendo una demostración. Este fue otro de los puntos concurridos, ya que todo el que pasaba por delante de los arcos terminaba empuñando otro e intentado emular con la ayuda de los monitores a Guillermo Tell. Algunos tuvieron la oportunidad de echar una partida de Laser Game en un ameno circuito plagado de obstáculos que nos dificultaban movernos pero también nos ayudaban a escondernos del equipo contrario.

salon_caza_zaragoza_5
El autor probando con un arco

También hubo exhibiciones de cetrería, en las que los más pequeños fueron los que más disfrutaron ya que para la mayor parte de estas actividades requerían la ayuda del público. Así, los más peques se divirtieron haciéndole un túnel con sus piernas a las rapaces, o dejando que se posaran sobre sus cabezas. Aunque lo que mas expectación causaba era ver un jabalí domesticado que paseó junto a los visitantes por la feria, y para los más pequeños, unos rayones con los que jugar y corretear.

El stand de la Federación Española de Caza es uno de los que más cola mostraba ya que en él teníamos un simulador en el que podíamos demostrar nuestras habilidades cinegéticas con distintos paisajes que nos servían a modo de tiradero para abatir tanto jabalís a la carrera como hábiles y escurridizos patos y codornices que con su vuelo no muy predecible ponían a prueba la destreza y velocidad de todo aquel cazador, o no, que quiso probar. Hay que decir que era difícil concentrarse debido al júbilo que despertaba entre los espectadores ver cómo amigos y demás gente pasaba por el simulador fallando algún que otro jabalí o pato virtual.

En una feria de caza como esta, no solo encontramos armas, municiones o visores (por cierto, con muy poca presencia), sino que también teníamos presente a la Guardia Civil con representación del SEPRONA, esos encargados de proteger el monte para que podamos disfrutarlo todos.

salon_caza_zaragoza_6
Jabalí doméstico con su rayón

Una gran parte del pabellón dedicado a esta feria estaba ocupado por la exposición de un concesionario dedicado especialmente a los todoterrenos, vehículo casi imprescindibles tanto para los amantes de la naturaleza como para los cazadores, o simplemente para aquellas personas que quieran disfrutar de una excursión Off-road, ya que este tipo de vehículos es el más adecuado para las condiciones que nos podemos encontrar cuando abandonamos el asfalto.

Interesante también una tienda montada con lonas de camuflaje, bajo la cual teníamos a unos cuantos integrantes del equipo de esquí y biathlon del Ejército de Tierra, todos ellos pertenecientes a la escuela militar de montaña y de Operaciones Especiales situada en Jaca. Ellos nos pusieron a prueba haciéndonos disparar un Walther LG del calibre 4.5mm a una diana de 14x14cm a una distancia de unos 5 metros, aunque alguno tuvimos la suerte de poder realizar esta prueba de tiro a 10 metros, y después de eso, por ser uno de las personas con mejor puntuación, tuvimos que repetir la tirada, pero esta vez cambiando de lado el arma. Si antes había tirado con la diestra, después me toco con la zurda, no por ello obteniendo peores resultados.

salon_caza_zaragoza_2
El autor probando un visor Meopta

Como conclusión de esta feria, podemos sacar que para haber sido la primera vez, no ha defraudado, aunque para la próxima edición, se necesita más variedad de stands.
















Publicidad
Publicidad

Facebook Armas.es

Encuesta

¿Quién monta los accesorios de tu arma?

Suscríbete a armas.es

periodico armas suscripcion

Último Periódico Armas.es

armas periodico 69 dragunov minuatura

SALIR DEL ARMERO

Atrevete a salir del Armero