Sistema Center Axis Relock (C.A.R.): Un arte marcial moderno con armas de fuego

Sistema Center Axis Relock (C.A.R.): Un arte marcial moderno con armas de fuego

Policial
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1
car_sistem_hoArrancamos una serie de artículos sobre distintas formas de trabajar con armas, llámenles procedimientos, técnicas o sistemas si lo prefieren. Procedimientos todos que considero correctos según la situación, entorno, nivel técnico, adversario, o adversarios, etc. El primero de ellos, el C.A.R.
posicion_alta_contacto
Alumnos del curso de introducción al sistema C.A.R. impartido por el instructor Brian E. Wabö en Londrina (Brasil). Practicando la posición ALTA en distancia de contacto
Arrancamos una serie de artículos sobre distintas formas de trabajar con armas, llámenles procedimientos, técnicas o sistemas si lo prefieren. Procedimientos todos que considero correctos según la situación, entorno, nivel técnico, adversario, o adversarios, etc. Creo que esta idea la he dejado clara en todos y cada uno de mis escritos, y mucho más específicamente en el trabajo “Verdad divina… error fatal”, publicado en mi Blog: http://cecilioandrade.blogspot.com. Empezaré con el sistema Center Axis Relock (C.A.R.), como podría haber empezado por cualquier otro. Este sistema fue desarrollado por el, en su momento, policía británico Paul Castle (fallecido el 14/09/2011) a lo largo de 3 lustros. Considero este sistema como un Arte Marcial, ya que además de ser adaptativo a la mayoría de las situaciones de combate como los Artes Marciales Tradicionales, utiliza los mismos principios de estabilidad, exposición corporal de costado y posiciones de combate específicas según el entorno y las distancias al objetivo.

C.A.R. y el estrés
Los que sigan mis escritos y procedimientos ya conocen la importancia que le doy a un entrenamiento realista acorde con las reacciones psicofísicas que nos encontraremos ante una situación defensiva o táctica. Y este sistema busca favorecer esa reacción segura ante una situación sorpresiva y altamente estresante, mientras facilita a la vez el uso eficaz de las armas o técnicas a nuestro alcance para defendernos o actuar. Aplica posiciones “naturales”, según sus defensores, dentro de lo natural que puede ser disparar un arma de fuego, y que yo prefiero definir como instintivas. Utilizando posiciones corporales, nada desconocidas para los guerreros de hace varios siglos, permite trabajar con las habilidades motoras gruesas, sabiendo que las habilidades motoras finas son las primeras en desaparecer ante el estrés.

movimiento_lateral_car
Practicando la posición EXTENDIDA en un desplazamiento lateral al blanco
Como cualquier practicante de Artes Marciales sabe, en las posiciones de combate tradicionales se enfatiza la relación espacial del movimiento corporal propio con la distancia de combate y la visión. Y el sistema C.A.R. así lo hace también. Sobre el tema del estrés dentro del combate y su entrenamiento previo les emplazo a leer mis artículos previos, ya que en casi todos ellos he enfatizado esta relación y en muchos he entrado en detalles algo más científicos y específicos.

Este sistema tiene dos posiciones básicas y dos accesorias o derivadas.

Posición alta o de retención: En esta posición los brazos están flexionados frente al pecho. Al estar de costado, es el cuerpo el que dirige el arma al objetivo, estando el arma normalmente paralela al tórax. Es una buena posición de retención, protección del arma y como plataforma de tiro rápido y preciso en distancias cortas y muy cortas, donde es fácil que nos puedan bloquear o desarmar. Asimismo, permite llevar con gran rapidez el arma a un costado del tórax para poder abrir fuego de forma casi frontal sin mover el cuerpo apenas. Esta posición es fácilmente combinable con la técnica Sul de retención.

posicion_extendida_car
Apuntando desde el interior de un vehículo con la posición EXTENDIDA del sistema C.A.R. / Sabre TTR
Posición extendida: Es en resumen una posición isósceles moderna, con todas las ventajas que nos da esta posición. Óptima para disparos a distancias medias y lejanas, nos da buen control del retroceso, y al centrar el arma frente a la cara facilita el encare. Es cómoda y sencilla de tomar desde la “posición alta” antes comentada, así como volver a ella en situaciones que no es necesario o conveniente llevar el arma al frente. Asimismo, de todos es conocida la sencillez con la que esta posición, extendida o isósceles, permite trabajar con ambas manos.

Además de estas dos posiciones básicas, se reseñan la posición de combate y la posición extrema. En realidad, estas posiciones son más una acción del operador con las dos posiciones ya reseñadas que posiciones distintas. La de combate es una posición alta en la cual no se dispara, si no que se está en alerta y a la espera. La extrema es una adaptación de la Extendida prevista para situaciones en las que podemos parapetarnos y apuntar con un relativo mayor tiempo.

Extendida vs. Isósceles & Weaver
Aunque algunos de los más acérrimos y excluyentes defensores del Sistema C.A.R. defienden que su posición extendida es una mejora de la posición Isósceles y la Weaver, lo cierto es que todo es básicamente una mala interpretación de una mala instrucción. Se alega que la posición Isósceles genera una doble visión, y esto es así cuando la posición isósceles no se aplica o enseña correctamente. Respecto a la Weaver, se habla también de errores de elevación del arma. Asimismo, la versión moderna de la posición Isósceles reduce y minimiza ese supuesto defecto, adaptándose mucho mejor a las situaciones de uso del arma. Lo cierto es que estos procedimientos y posiciones son hermanos, por más que unos u otros quieran buscar diferencias sine qua non. Según donde se utilice la posición, se extenderán más o menos los brazos, dando lugar a una forma de Isósceles o de Weaver, eso si, con un canteo evidente y diferenciador del arma.

car_sistem
En el sistema C.A.R. la toma de miras es completamente diferente
Las tres posiciones modernas buscan colocar el arma a la distancia correcta para cada individuo, sin exagerar la extensión de brazos ni del conjunto hombros-cuello-cabeza. Aunque algunos instructores de C.A.R. dan especial relevancia a llevar el arma al ojo contrario de empuñe, lo cierto es que esto no es aconsejable en todas las ocasiones, salvo que la relación ojo-mano esté cruzada, con tiradores diestros con ojo dominante izquierdo, o viceversa.

Como muchas veces he comentado, en una acción de fuego de emergencia la vista se enfocará en el blanco, y lo único que debemos hacer es colocar el arma entre nuestros ojos y el centro de masas de ese blanco. De este modo, los disparos irán a ese centro sin mayor problema. Obviamente, siempre que el cuerpo esté bien alineado, el arma bien empuñada y presionemos el disparador correctamente, entre otras cosas. Dominando las técnicas de tiro básicas en situaciones de emergencia y estrés, es el cuerpo el que dirige el arma, o así será si hemos entrenado correctamente. En este punto no veo diferencias reales, sino más bien malas interpretaciones, tanto de unos como de otros según por donde vayan los intereses “instructivos” del que los resalta. Por otro lado, esta posición extendida nos facilita enormemente el trabajar indistintamente con una u otra mano, algo que si en una situación de combate a pie es muy importante, no digamos si hablamos de actuaciones desde el interior de un vehículo, donde adquiere carácter vital de supervivencia.

CAR_bulletbarrier2
El sistema C.A.R. facilita un tiro instintivo
Saliéndonos un poco fuera de la dicotomía Isósceles, Weaver y Extendida, y respecto al trabajo desde dentro de vehículos en cualquier dirección, es de destacar la eficacia de la filosofía de trabajo de este sistema, resultando no solo eficaz y preciso, si no seguro y rápido de adquirir, amén de fácil de mantener la habilidad adquirida.

Protección del arma
Muchos me han oído (o leído) que si bien el arma es nuestra defensa (o la de terceros) también nosotros debemos protegerla para que no nos sea arrebatada y, en el peor y más usual de los casos, usada contra nosotros mismos y/o terceros inocentes. Es por ello que aplico y recomiendo la posición SUL en combinación con otros procedimientos (ver “La controvertida posición Sul” http://cecilioandrade.blogspot.com). La posición básica del sistema, como ya vimos, es la posición alta o de retención, en la cual el arma se encuentra pegada al torso. En esta posición el mismo cuerpo, o mejor dicho, el simple giro o rotación del mismo nos permite salvaguardar la posesión de nuestra arma. Obviamente hablo de la técnica más básica, pero esta posición facilita acciones mucho más efectivas e incluso ofensivas sin disparar, utilizando el arma como objeto de impacto y golpeo, antes de pasar, o no, a acciones más letales.

Postura lateral
car_posicion_alta_humvee
Un militar estadounidense sostiene su fusil de asalto en la posición ALTA dentro de un HUMVEE
Se suele denostar este sistema por su posición de trabajo lateral, y la realidad es que aun siendo la principal posición, no es la única. Respecto al hecho de exponer el costado abierto de los chalecos de protección balística en la zona de la axila, si bien anatómicamente es cierto, lo considero más una cuestión de procedimiento y situación, que un defecto en sí mismo. Es decir, el error es utilizar un procedimiento dado, el que sea, en un entorno o acción para el que no estamos preparados, ya sea por cuestiones de equipación, de adversarios o de entorno y situación táctica. Por otro lado, al trabajar con arma larga lo normal es exponer ese costado, algo que todos los operadores tenemos en cuenta y procuramos minimizar con el adecuado procedimiento táctico que el momento requiera.

Donde personalmente veo un mayor hándicap a la posición lateral es en los movimientos frontales u oblicuos, ya que caderas y torso tienden a oponerse, con lo que podemos ralentizar nuestra capacidad de reacción. Pero ello, y lo recalco, no es un defecto en sí mismo si lo sabemos utilizar y podemos pasar de una posición corporal a otra, adaptándonos a las variaciones del entorno, sin pensar en ello de forma instintiva.

A modo de conclusión
En el C.A.R. tenemos un sistema de trabajo eficaz y versátil, pensado para entornos extremadamente hostiles y estresantes. Personalmente, destacaría la filosofía de trabajo del sistema C.A.R. más que sus técnicas específicas, ya que éstas no son rígidas ni únicas. Es un sistema que se adapta al usuario, a las situaciones; busca simplificar y facilitar las reacciones más eficaces. En resumidas cuentas, Paul Castle buscó un método de trabajo que uniera todo lo anterior en una forma coherente y sencilla, tanto de aprender como de mantener lo aprendido. Y realmente lo logró. Ahora bien, pretender que un sistema, por más completo que sea o parezca, cubra todo de forma absoluta es un error. Pretender que es un sistema único y sin relación ni simetría con otros procedimientos es cuando menos exagerado. Castle reunió muchos procedimientos y conceptos en un sistema unificado destacable, pero no es la panacea que todo lo soluciona.

car_victory_defense
Miembros de la consultora Victory Defense en una de las posiciones de tiro C.A.R.
Como en todo aspecto humano, el integrismo excluyente y fanatismo táctico e instructivo que maximiza un sistema ridiculizando a otros es un error. En la antigüedad, los grandes guerreros viajaban durante años visitando a distintos maestros para aprender procedimientos y técnicas de escuelas con filosofías diferentes. Para al final, de ese periplo, sacar un conjunto uniforme que en muchos casos nos han llegado a nuestros días como Artes Marciales.

La filosofía del Sistema C.A.R. creada por el Maestro Paul Castle es elogiable y aplicable en su conjunto. Pero quizás no todos sus sucesores y herederos han sabido agarrar el concepto base, a saber, adaptación y flexibilidad. Como en toda obra humana, el error está más en el ser humano que en la obra. Ya sean alumnos, operadores, instructores o maestros…. Miren el concepto y no los detalles. Entrenen, estudien, analicen, prueben, vuelvan a analizar… y así siempre usen el menos común de los sentidos, el sentido común.

El sistema de Paul Castle es una buena filosofía de trabajo, independientemente de que sirva o no en todos los contextos. En mi caso aplico varios procedimientos que pueden considerarse de este sistema, a pesar de emplearlos antes de conocer el C.A.R., combinados con otras muchas rutinas... y estoy seguro que "mi sistema" adolece de mucho más de algún que otro hándicap... ya saben, no existe nada absoluto ni total.



Publicidad
Publicidad

Facebook Armas.es

Encuesta

¿Quién monta los accesorios de tu arma?

Suscríbete a armas.es

periodico armas suscripcion

Último Periódico Armas.es

armas periodico 69 dragunov minuatura

SALIR DEL ARMERO

Atrevete a salir del Armero