Nueva silla de caza giratoria Dead Ringer Hammock ya a la venta en España

Nueva silla de caza giratoria Dead Ringer Hammock ya a la venta en España

Caza
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1
silla_caza_dead_ringer_hoEl Caldén Outdoor ha iniciado la importación y distribución en España de la nueva silla de caza giratoria Dead Ringer Hammock. Disponible en tonos camuflaje, esta silla de caza destaca por su comodidad, su versatilidad, y su cómodo y ligero transporte.
silla_caza_dead_ringer
Nueva silla de caza giratoria en 360º Dead Ringer Hammock
El Caldén Outdoor ha iniciado la importación y distribución en España de la nueva silla de caza giratoria Dead Ringer Hammock. Disponible en tonos camuflaje, esta silla de caza destaca por su comodidad, su versatilidad, y su cómodo y ligero transporte. Gracias a su sencillo y rápido montaje sobre la base de un tronco, el cazador puede permanecer cómodamente sentado en su puesto durante varias horas, teniendo en todo momento una cobertura de tiro de 360º.

Fabricada sobre un pie de aluminio completamente extensible y que permite fijar la silla a la altura deseada de cada cazador, esta silla giratoria Dead Ringer Hammock se presenta en una pequeña bolsa de transporte que permite al cazador poder llevársela donde quiera.

De gran resistencia y comodidad, esta revolucionaria silla de caza giratoria en 360º está fabricada por la empresa Dead Ringer, propietaria también de una completa y variada colección de miras de fibra óptica para rifles y escopetas.

Según su importador y distribuidor oficial en España, la compañía El Caldén Outdoor, el precio recomendado de venta de esta nueva silla giratoria Dead Ringer Hammock en nuestro país es de 59 euros.

Más información en www.elcalden.es


** Vídeo sobre su fácil montaje e instalación: www.youtube.com/watch?v=1KBWpeTnUr4

Publicidad
Publicidad

Facebook Armas.es

Encuesta

¿Quién monta los accesorios de tu arma?

Suscríbete a armas.es

periodico armas suscripcion

Último Periódico Armas.es

armas periodico 69 dragunov minuatura

SALIR DEL ARMERO

Atrevete a salir del Armero