Ropa de Camuflaje: El arte de hacerse invisible

Ropa de Camuflaje: El arte de hacerse invisible

Accesorios
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1
Ropa de Camuflaje: El arte de hacerse invisible
¿Quién no ha soñado alguna vez con la posibilidad de hacerse invisible? Aunque técnicamente esto todavía no es 100% viable, algunas prendas y materiales sí que permiten a los snipers y a los cazadores camuflarse entre la naturaleza que les rodea.
Ropa de Camuflaje: El arte de hacerse invisible
Redacción armas.es (18/05/2009)
Cazador con arco camuflado en un paraje nevado
Cazador camuflado entre humedales
¿Quién no ha soñado alguna vez con la posibilidad de hacerse invisible? Aunque técnicamente esto todavía no es 100% viable, algunas prendas y materiales sí que permiten a los sniper y a los cazadores camuflarse entre la naturaleza que les rodea. De esta forma, ambos consiguen pasar desapercibidos ante los ojos de sus respectivos objetivos. Y es que la misión de la ropa de camuflaje es básicamente romper la silueta o el perfil del tirador, de tal forma que su cuerpo y su arma se confundan en el entorno.

A pesar de que durante los últimos años su uso se ha extendido a numerosos ámbitos, como la caza o el airsoft, la ropa de camuflaje tiene unos orígenes eminentemente militares. En este terreno bélico, el camuflaje se ha utilizado para prácticamente todo: ocultar carros de combate, armas ligeras, las prendas y el rostro del soldado, etc. El primer patrón de camuflaje militar es el famoso Woodland, compuesto por una clásica mezcla de tonos verdes, negros y marrones. Más adelante fueron llegando otros, como el Desert Camo (habitual en conflictos bélicos que se desarrollan en zonas desérticas), o el más reciente Digital Camo.

Camuflaje típico de sniper
También dentro del terreno militar encontramos un tipo de camuflaje un tanto especial, más que por sus tonalidades, por su particular diseño. Se trata del mítico traje Ghillie Suit, vestimenta habitual de los francotiradores. A diferencia de la ropa de camuflaje estándar usada por el soldado raso, el ghillie es una especie de traje compuesto por diversos materiales entre los que encontramos mallas, redes, tiras de tela, hojas o hierbas naturales. Todo con el objetivo de distorsionar la figura humana del tirador y que una vez tumbado sobre el terreno el sniper se confunda completamente con el propio terreno. Esta confusión producida por el camuflaje no se consigue exclusivamente con un buen traje ghillie suit, pues también hay que dominar una serie de aspectos como la respiración o los movimientos del cuerpo para evitar ser descubiertos.

Cazadores camuflados
Además de su marcada vertiente militar, la ropa de camuflaje también goza de gran popularidad dentro del sector cinegético. En este ámbito encontramos diseños propios y exclusivos para la caza, elaborados con materiales completamente distintos a los que se aplican dentro del sector militar. Entre los tejidos más usados sobresalen el Gore-Tex, el Polartec o el Windstopper. Todos ellos se aplican sobre pantalones, cazadoras o camisas, con un doble objetivo: camuflar la presencia del cazador entre la naturaleza y protegerlo de agentes externos como la lluvia, el viento o la humedad.

Igual que sucede con el traje ghillie del sniper, un cazador camuflado es mucho más que una persona vestida de pies a cabeza con ropa de camuflaje. Por este motivo, para disimular su presencia ante los animales, el cazador también tendrá que aprender a moverse con sigilo u ocultar su olor. Entre los patrones de camuflaje más conocidos figuran el Mossy Oak, el Advantage y el Realtree. La elección de uno u otro dependerá de numerosos factores, como por ejemplo la orografía del lugar donde se vaya a cazar, su climatología, e incluso la pieza que se desee abatir.

Clásico camuflaje "realtree"
En los últimos años han aparecido patrones de camuflaje con colores muy vistosos, cuyo principal objetivo es identificar la posición de un cazador respecto al resto de cazadores que puedan estar por la misma zona. Del mismo modo, uno de los patrones más llamativos es el blanco que se utiliza para camuflarse en zonas nevadas.

Algunos fabricantes, como el prestigioso W. L. Gore y Sitka Gear han ido un poco más allá y han diseñado sus prendas de camuflaje en función de la visión que tienen los animales. Esta innovación técnica, conocida comercialmente como Gore Optifade se ha presentado en el Shot Show 2009 y supone un paso más en el arte de hacerse invisible.
Publicidad
Publicidad

Facebook Armas.es

Encuesta

¿Quién monta los accesorios de tu arma?

Suscríbete a armas.es

periodico armas suscripcion

Último Periódico Armas.es

armas periodico 69 dragunov minuatura

SALIR DEL ARMERO

Atrevete a salir del Armero